Homeopatía, una opción de tratamiento

La Homeopatía es un método de tratamiento que se basa en el principio de la Similitud: similitud entre el poder toxicológico de una sustancia y su poder curativo.

Hay sustancias que utilizadas en grandes dosis provocan dolencias, mientras que si se utilizan en dosis muy pequeñas (infinitesimales) curan síntomas semejantes a los que han provocado.

La Homeopatía se caracteriza también por la individualización del tratamiento. Para la Homeopatía no hay enfermedades sino enfermos, por lo que el tratamiento dependerá siempre de la manera en que el paciente reacciona.

-La Homeopatía no anula la medicina convencional (Alopatía).
- La Alopatía no anula la Homeopatía. El médico determina el tratamiento que su paciente necesita en el momento agudo o crónico.

LA FABRICACION:
- Los medicamentos homeopáticos se fabrican a partir de sustancias de origen vegetal, mineral o animal.

La sustancia de base sufre un cierto número de diluciones-dinamizaciones. Las diluciones son después impregnadas sobre gránulos o glóbulos, formas más características del medicamento homeopático. Pueden ser preparados, también, en forma de gotas, comprimidos, pomadas, etc.

- Como en los medicamentos tradicionales, la fabricación de los medicamentos homeopáticos está sometida a estrictos controles.

- En general, el prospecto de un medicamento indica su composición y la dosis en que debe utilizarse, es decir su "modo de empleo". En Homeopatía no es así. Un medicamento homeopático puede ser utilizado en el tratamiento de enfermedades muy diferentes. Esta es la razón por la que no hay prospectos en la mayoría de los medicamentos homeopáticos.

Curarse con Homeopatía no es más complicado que hacerlo con cualquier otro tratamiento. Sólo se necesita respetar algunas reglas.

¿COMO SE ADMINISTRA?

- Los medicamentos homeopáticos se encuentran en las farmacias. Se presentan habitualmente en la forma práctica de gránulos o glóbulos. Sin tragarlos ni masticarlos, se dejan disolver debajo de la lengua 4 gránulos o, de una vez, el contenido de un tubo-dosis.

Se aconseja tomarlos 15 minutos antes o después de las comidas. Es mejor no tener ningún sabor fuerte en la boca en el momento de tomarlos (café, menta, tabaco, té, etc.).

- La Homeopatía, desde sus inicios, ha dado pruebas de su eficacia. Es capaz, por si sola, de curar numerosas afecciones crónicas y tiene una acción rápida en las enfermedades agudas (gripe, rinofaringitis, diarreas, cólicos, traumatismos, dolores, trastornos de la menstruación, etc)

- Es de uso frecuente en pediatría


 

Buscar

Servicios para Cuba

Si desea realizar alguna consulta de salud, nuestros especialistas pueden responderle. Envíe su pregunta de salud

Inicio de sesión