La medicina verde en el maíz

maiz transgenico.bmp
El maíz tiene varios efectos para curar diferentes enfermedades, uno de ello, el más conocido, es como un enérgico diurético y en general para problemas renales. Para este fin se utilizan los pelos del maíz, conocidos corrientemente .

como pelusas. Sus ventajas terapéuticas se atribuyen a la actividad del potasio y de la goma que poseen. Farmacológicamente este efecto ha sido demostrado y aparecen en toda la medicina alternativa, por ello se recomienda su uso contra los edemas o inflamaciones principalmente de los pies, a causa de retención de líquido; en afecciones de las vías urinarias, inflamación de la vejiga y dolores nefríticos; se le atribuyen propiedades cardiotónicas e hipotensoras, dada su actividad y ausencia de toxicidad.

También se utilizan los pelos o estigmas de la mazorca del maíz en un cocimiento, se recomienda para inflamación de los riñones, pero tomándolo en dosis bajas y con supervisión facultativa.
De forma popular se aconseja el empleo de las semillas molidas aplicadas como cataplasmas para desinflamar golpes en fracturas, para lo cual se prepara una pasta de harina con alcohol. Además de la utilización de los granos secos en harina como nutritiva y digestiva se recomienda en la dieta de personas convalecientes. Igualmente de manera tradicional la tusa del maíz se utiliza para secar el sarampión y eliminar la erupción remanente en la piel, así como la cefalea.

Personas con artrosis y sus consiguientes dolores de piernas, hierven la mazorca de maíz machacada, agregándole flores de saúco, toman baños y mejoran considerablemente de los fuertes dolores que padecen.

 

Buscar

Servicios para Cuba

Si desea realizar alguna consulta de salud, nuestros especialistas pueden responderle. Envíe su pregunta de salud

Inicio de sesión