Nuevo programa para niños con necesidades educativas especiales

Por Juliet Gutierrez Delgado

La instructora Liset Vizcaíno Venero, del Joven Club de Computación y Electrónica de Alamar 17, ubicado en el capitalino municipio de La Habana del Este, creó un programa para desarrollar habilidades en el aprendizaje en niños con Síndrome Down a partir del empleo de las nuevas tecnologías de la informática y las comunicaciones.

Gracias a ese trabajo, la también licenciada en educación primaria, propició una mejor inserción social de más de 130 infantes con la enfermedad, que consiste en una alteración cromosómica causante de diferentes niveles de retraso mental y de múltiples trastornos en otros órganos y sistemas.

"Buena parte de ellos tenían dificultades para comunicarse, casi siempre sus relaciones se limitaban a quienes los cuidaban. Eran apáticos, tímidos y muy asustadizos. Muchos aún no saben leer ni escribir, por tanto su mundo resulta muy reducido", rememora la profesora.

"Ahora, explica, he logrado que se relacionen con otros individuos y el entorno. Son más activos, seguros y tienen la autoestima muy alta. Presentan mayor control muscular, hacen dibujos en la computadora, son capaces de realizar actividades de familiarización y desarrollo sensorial de la enseñanza preescolar. Las tareas consisten en el reconocimiento de objetos y figuras geométricas. Algunos aprendieron las vocales, a contar hasta diez y a comparar. También han mejorado la expresión oral."

El grupo actual lo integran 13 alumnos comprendidos entre los 16 y 49 años, la mayoría educados por familias cuyo nivel de escolaridad no rebasa el grado 12, debido a la necesidad de consagrarse a la crianza de sus hijos.

Respecto al significado de esta singular vivencia dijo: "Me gusta trabajar con esas personas. Darle el lugar y la oportunidad que merecen me satisface pues pienso que a pesar de sus limitaciones pueden aprender a valerse por sí mismos."

Por tal motivo el proyecto comprende un taller informativo para los padres, encaminado a capacitarlos sobre la afección, cómo tratar a sus hijos y al unísono prepararlos con el propósito de que en un futuro puedan asumir el trabajo con otros.

Acerca de las perspectivas de su iniciativa, precisó que en la actualidad trata de mejorarla, incorporar nuevas prestaciones, y capacita a nuevos instructores en aras de que puedan extender el proyecto.

Asimismo, aseveró que el Centro de diagnóstico y orientación municipal valora la experiencia con vistas a determinar la posible implementación desde edades tempranas en escuelas especiales.

Fuente: Tribuna de la Habana 

 


 

Buscar

Servicios para Cuba

Si desea realizar alguna consulta de salud, nuestros especialistas pueden responderle. Envíe su pregunta de salud

Inicio de sesión